Le Monde advierte que inflación se instala en todo el planeta: Flagelo aún no penetra en Chile, reiteró CONFEDECHTUR

Fuente: Le Monde- La Nación- Confedechtur
Categoría principal: Economía. Palabras clave: inflación

La Confederación del Comercio Detallista y Turismo de Chile (CONFEDECHTUR) recordó que en comunicado de su presidente, Rafael Cumsille, dijo que la inflación está prácticamente controlada por lo que no se justifican alzas de la tasa de interés. Esa opinión cobra relevancia si observamos el panorama mundial que, según el prestigioso periódico francés Le Monde, estaría amenazado por las alzas de precios. Debido a la actualidad del reportaje y a las comparaciones que podemos hacer con nuestro país, lo reproducimos a continuación:

Marie De Vergès, Le Monde
Alrededor de todo el mundo, la inflación se impone como un tema mayor de preocupación para los hogares, las empresas y las autoridades monetarias. Y, en todas partes, con un mismo origen: el aumento de los precios de las materias primas, impulsada por la demanda de los países emergentes.
En el Reino Unido, el alza de los precios tuvo un salto brusco en abril, de 4,5% en un año, según los datos oficiales publicados el 17 de mayo. También se aceleró en la zona del euro, en 2,8%, lo más alto desde hace 30 meses, según lo confirmó el 16 de mayo la oficina europea de estadísticas Eurostat.
En el mundo emergente, donde los productos alimenticios siguen representando entre 30% y 40% de los gastos de los hogares, el impacto sobre las materias primas se siente aún más fuertemente: la inflación se instaló en abril en 8,6% en India, 6,5% en Brasil, 5,3% en China.

EL RETORNO
"El mito de la gran moderación se terminó", señala Patrick Artus, director de estudios económicos de Natixis. Antes de la crisis financiera, la gran mayoría de economistas y dirigentes políticos creían muerta a la inflación, asesinada por la globalización.
China y su mano de obra barata iban a arrastrar por siempre a la baja los precios en Occidente.
"En realidad, asistimos hoy al retorno de una inflación estructural mundial", afirma Artus.
¿Amenaza este fenómeno con descarrilar la reactivación? En la zona del euro, el crecimiento está bien repartido en las grandes economías, que son Alemania y Francia.
Pero inquieta a los expertos que esto se produzca cuando el mercado laboral todavía se arrastra. Con una tasa de desempleo promedio cercana al 10%, nadie cree verdaderamente en la amenaza de una espiral inflacionista donde el alza de los precios se transmita a las remuneraciones.
Pero a falta de aumentos salariales, el poder adquisitivo corre el riesgo de resentirse. "Esta alza de los precios alimenticios y de la gasolina tiene un impacto psicológico importante en el comportamiento de los hogares. El valor real de los salarios se erosiona y eso puede frenar el consumo", resume la economista jefe de Goldman Sachs-París Natacha Valla.

EN DEBATE EN LA EUROZONA
Otro escollo: las consecuencias que puede tener sobre la actividad un apretón monetario difícil de pilotear. Conocido por su ortodoxia, el Banco Central Europeo (BCE) ve mal que la inflación esté superando desde diciembre su objetivo oficial de 2% en la zona del euro. En marzo, decidió elevar el costo del dinero por primera vez desde 2008.
Por su parte, la Reserva Federal estadounidense (Fed) no ha dado señal alguna de alza de tasas, pese a una inflación de 3,2% anual en abril en Estados Unidos.
Los mercados esperan nuevos ajustes por parte del BCE, de aquí a fin de año, pese a que algunos expertos, como Artus, estiman que ello es ir demasiado pronto y demasiado rápido porque la zona del euro todavía no está embarcada en una verdadera expansión económica.

LOS EMERGENTES
El debate es otro en Asia y América Latina, donde la lucha contra la inflación figura desde hace varios meses a la cabeza de las prioridades económicas.
En los países emergentes, el riesgo de los efectos llamados "de segunda vuelta" (dicho de otra manera, el contagio de las alzas de precios a los salarios) es muy real.
En China, por ejemplo, se multiplican los movimientos de protesta contra la carestía de la vida, como la huelga de los transportistas que paralizó en abril el puerto de Shanghai. Para prevenir que las cosas se disparen, los bancos centrales intentan por todos los medios apretar las válvulas del crédito.
En India, las tasas fueron elevadas nueve veces en quince meses. En China, cuatro veces desde fines de 2010 a riesgo de frenar peligrosamente la actividad en una zona que impulsa hoy el crecimiento mundial.
Según algunos expertos, el cuadro no es tan sombrío. Con el aumento de los salarios, la inflación en las economías emergentes ofrece incluso algunas oportunidades reales a los países industrializados.
"Se observa un impacto positivo de demanda proveniente de China", indica Véronique Riches-Flores de Societé Générale. Afirma que la República Popular se convierte en "un verdadero mercado para los productos europeos".

DIFÍCILES PRONÓSTICOS
Pero ¿está destinada a durar esta inflación mundial? En la zona del euro, el BCE predice un regreso a la normalidad de aquí a fines de 2011.
El principal punto de interrogación tiene que ver en todo caso con la evolución de las cotizaciones de las materias primas en los próximos meses.
Es necesario que se calmen para que el alza de los precios se ralentice. Pero es difícil establecer pronósticos.
En abril de 2010, los precios de las materias primas batieron su récord de julio de 2008. Desde entonces, ese disparo se interrumpió, sobre todo bajo el efecto de un alza del dólar. Una apreciación que hace menos atractivos los activos nominados en la moneda estadounidense, como el petróleo.
El 17 de mayo, el barril de crudo "Light sweet crude" cerró en Nueva York en menos de 97 dólares, su nivel más bajo desde fines de febrero. ¿Simple burbuja de aire o verdadera corrección? La respuesta todavía está en suspenso.