IPC de 1,1% en julio supera expectativas y los analistas se preocupan por alzas generalizadas

Fuente: El Mercurio
Categoría principal: Economía. Palabras clave: economía, ipc

Impacto y sorpresa por nuevo incremento en la inflación:

El mercado había cifrado sus expectativas en torno a 0,8%. Aumentos en carnes y en salud fueron la gran sorpresa.
Las cifras muestran un exceso de demanda o gasto interno público y privado, no sólo un shock externo, dicen expertos.

LINA CASTAÑEDA

El alza de 1,1% que registró el IPC en julio, respecto al mes anterior, superó ampliamente las expectativas del mercado, generando a la vez preocupación entre los analistas por la evidencia de una propagación inflacionaria, ya que los aumentos de precio se presentaron en la totalidad de los grupos que conforman este indicador.

"No es habitual que nos equivoquemos dos o tres décimas en las proyecciones", comentó Andrés Passicot, socio de Gémines, entidad que levanta una encuesta paralela del IPC consultando los mismos establecimientos que el Instituto Nacional de Estadísticas (INE). Alzas en la salud y en las carnes fueron la gran sorpresa, dice el experto.

La inflación acumulada en doce meses a julio llega a 9,5%.

El IPC sin frutas, verduras ni combustibles subió 9% en doce meses. El ítem frutas y verduras cayó 1,8% en el mes, pero acumula un incremento de 14,3% en doce meses. Los combustibles subieron 2,6% en el mes y suman 13% de alza en los últimos doce meses.

La inflación de bienes transables, esto es, los que se comercian con el exterior, subieron 1,3% en julio, al parecer influenciados por la depreciación del peso, mientras que el IPC de bienes no transables subió 1%, evidenciando adicionalmente presiones de gasto, señala Econsult en su informe.

La inflación en doce meses de los bienes transables aumentó desde 7,6% en junio a 8,1% en julio y la de los no transables bajó desde 11,2 a 10,8% en el mismo lapso.

Pese al alto nivel de estos indicadores, considerando la meta de 3% del Banco Central, no está ahí la sorpresa inflacionaria, según Tomás Flores, director de Estudios del Instituto Libertad y Desarrollo (LyD). A mediados de 2007 comenzaron a subir ambos indicadores pero en enero los transables tuvieron un cambio de tendencia y se moderaron hasta abril por la caída en el precio del dólar y en la medida que luego comenzó a subir y también el petróleo, el IPC de transables vuelve a aumentar.

Para Flores la sorpresa son los efectos de segunda vuelta de la inflación. Y cita el aumento de 12% en el bus interprovincial.

Las distintas medidas de inflación subyacente están fuera del rango meta hace bastante tiempo, dice Passicot, resaltando que este es un argumento más que suficiente que evidencia un exceso del crecimiento de la demanda o gasto interno.

Comercio preocupado

Un IPC que superó en tres décimas porcentuales las expectativas, con alzas en las carnes, servicios básicos, transportes y salud, es motivo de preocupación para la Cámara Nacional de Comercio (CNC). Luis Palma, secretario general del gremio, coincide en que el aumento de la inflación subyacente lleva a pensar que no es sólo un shock de oferta por alzas en combustibles y alimento, sino que hay un componente de demanda.

La mayor sorpresa del IPC de julio es el mayor traspaso del aumento de costos de las empresas a precios, lo que demuestra la fortaleza en la demanda interna, dice Miguel Cardoso, economista jefe del BBVA.

9,5% ANUAL

LA INFLACIÓN acumulada en los últimos doce meses a julio, llega a 9,5%. En los primeros siete meses del año, en tanto, la variación suma 5,5%.

Õ Salud y Alimentos, fueron las sorpresas del mes

El grupo del indicador Salud fue el que anotó las mayores alzas en el IPC, con un aumento de 1,5%, destacando las alzas de los fármacos antihipertensivos (51,8%; antibióticos (18,8%); tranquilizantes y antidepresivos (15,3%), entre otros.

No obstante, con un aumento mensual de 1,4%, Alimentación anotó la mayor incidencia en el IPC de julio. Carnes, cecinas y embutidos subieron 4,4%; aceites, mantequillas y grasas en 3,6%; productos lácteos y huevos 2%; alimentos fuera del hogar y preparados para llevar 1,3%; y pan, cereales y productos para cóctel 1,1%. El subgrupo frutas y verduras presentó caídas en precios de productos como limones, naranjas, zapallo, ajos, zanahorias, cebollas, porotos verdes congelados y choclo congelado.

También hubo una subida del 1,4%, en el grupo Transportes que presentó sus mayores alzas en los ítem pasaje en avión y bus interprovincial con 12,3 y 12,2%, respectivamente. La bencina sin plomo subió 1,9% y el seguro para vehículos, 1,3%.

El grupo Vivienda creció 1,4% en el mes, mientras que en doce meses acumula un incremento de 13%. Dentro de este ítem el subgrupo servicios básicos mostró un alza de 2,2%; comunicaciones aumentó 1,8%; servicio doméstico 1,2% y reparaciones y conservación de la vivienda 1%.

La agrupación vestuario creció 0,1% en el mes. El subgrupo calzado aumentó 1,2% y entre los productos destacaron el encarecimiento de la reparación de calzado que aumentó 4,3% y maletas que subió 3,6%.

El sector educación y recreación exhibió un alza de 0,2% en julio. Los mayores incrementos correspondieron a entradas al teatro y al cine, con alzas de 14,7% y 4,3% respectivamente.

El equipamiento para la vivienda mostró un aumento de 0,4% en el mes y el grupo "otros" aumentó 0,6%. En este último se incluye el gasto financiero que subió 2,2%.

Õ Kilo de pan corriente sube 38,2% en doce meses

Si bien el pan no es el alimento que más sube, sí es uno de los más importantes para la canasta familiar de los chilenos y en los últimos doce meses acumula un incremento de 38,2% en su variedad corriente y de 31,8% el especial. De acuerdo con el INE, en julio del año pasado el kilo de pan corriente costaba en promedio $662,01, mientras que en igual mes de 2008 promedio $914,65. La variedad especial valía al cierre del primer semestre de 2007 $789,21 el kilo y a julio de este año, $1.040,57.

Pero no sólo el pan cuesta más. De los 20 productos y servicios que más subieron, 18 correspondieron a alimentos. ¿El más caro? Las paltas. Esta fruta mostró en julio un incremento de 153% respecto de igual mes del año pasado, seguido por el arroz grado 2 que subió 89,1% y por la variedad grado 1 que se encareció en 85,6%.

Otros alimentos que mostraron fuertes alzas en los últimos doce meses fueron los melones (69,3%), el harina (56%), los porotos (52,2%) y las papas (50,6%).

Por el contrario, comestibles que sí mostraron caídas el mes pasado respecto de julio de 2007 fueron las cebollas, con un retroceso de 63,3%; las acelgas (-34,6%), el apio (-22,9%) y el zapallo italiano que mostró un descenso de 17,6% en sus precios.

Õ Analistas no creen que inflación llegue a 10% en 2008

Si bien la inflación acumulada en doce meses llega a 9,5% -y por segundo mes consecutivo-, la mayoría de los economistas consultados coincide en que no llegará a una cifra de dos dígitos.

"Estamos tan cerca de que un shock desfavorable podría hacer superar el 10%, pero eso sería puntual. Creo que la reacción de política y la reacción institucional en el país hacen ver contenida la inflación. Ésta es una prioridad y, por lo tanto, se están tomando las medidas para que eso suceda", dice el economista y consultor internacional Guillermo Le Fort.

En su opinión, la situación externa evoluciona favorablemente porque el petróleo está bajando de precio y el valor de los alimentos se ha estabilizado o ha ido a la baja.

En esta línea, el economista jefe de BBVA, Miguel Cardoso, proyecta una inflación de 7% a fines de año. Destaca como uno de los aspectos positivos que las remuneraciones en los últimos meses no han crecido lo esperado. En junio, el índice subió 0,3% y el IPC fue de 1,5%. En doce meses, el incremento fue de 8,6%, mientras que la inflación fue de 9,5%. Pero el riesgo es un shock de inflación reflejado en demandas salariales, advierte.

Cristián Gardeweg, analista de Celfin, no cree que la inflación llegue a dos dígitos porque en agosto las alzas son más acotadas en alimentos; los precios de frutas y verduras comienzan a caer y en otros costos para el hogar se verán menores precios en gas licuado, parafina y transportes.

Con una demanda que crece 10%, Leonardo Suárez, de LarrainVial, prevé un 8,5% a fin de año.

>> La UF subirá $227 y llegará a $20.857 el 9 de septiembre

Una mala noticia recibieron ayer quienes tienen un crédito hipotecario en Unidades de Fomento (UF), pues el costo de su dividendo subirá de nuevo. Esta vez, en 1,09%. De acuerdo con el INE, durante agosto la UF crecerá $227 para llegar a $20.857,12 el 9 de septiembre. Con esta nueva alza, la UF acumulará un aumento de $1.299 en 2008. Esto significa que por ejemplo, una vivienda de $3.000 UF hoy cuesta $61,8 millones, pero subirá a $62,5 millones; esto es, $769 mil más sólo por concepto del mayor IPC.

Para los expertos, quienes se ven más afectados por el incremento de la UF son quienes tienen deuda hipotecarias indexadas a esta unidad, aunque también hay otros productos que están denominados en unidades de fomento, como los planes de salud, las colegiaturas, los seguros y algunos arriendos. El gerente de Marketing y Productos del Banco Paris, Jorge Santander, explica que ante este nuevo escenario algunos clientes están aprovechando de tomar créditos a más largo plazo para disminuir el precio de la cuota y, así, aprovechar de mejor manera su ingreso disponible.

En cuanto al efecto que tiene el alza de la UF para la banca, los analistas explican que si bien puede ser beneficioso en un principio -gran parte de sus activos están indexados-, puede repercutir negativamente porque la gente prefiere no endeudarse, lo que se traduce en menos negocios para la banca.