FMI recomienda a países emergentes reorientar sus estrategias económicas

Fuente: El Mercurio
Categoría principal: Economía. Palabras clave: fmi

Además, Dominique Strauss-Kahn pidió mantener estímulos fiscales

Según Strauss-Kahn, Brasil, China e India deberían potenciar el consumo interno para consolidar la recuperación.

Natalia Becerra V.
El presidente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, se unió ayer a los llamados de alerta sobre la salud de los poderosos países BRIC (Brasil, Rusia, India y China).

Strauss-Kahn advirtió que si bien los BRIC han liderado la salida de la crisis económica mundial, en el corto plazo deben reorientar sus estrategias económicas y potenciar su demanda interna, para contribuir al alivio de sus propios mercados y al de los internacionales.

Según el FMI, el modelo económico mundial no volverá a ser el mismo al previo a la crisis, ya que los consumidores estadounidenses han dejado de ser clave en el desarrollo mundial.

Por ejemplo, China podría incrementar las importaciones de sus países proveedores y relajar la presión a la baja del tipo de cambio a nivel mundial.

Según cálculos de Goldman Sachs, la demanda interna china podría aumentar un 13,3%, lo que equivaldría a cerca del 40% de su PIB. A pesar de ello, en términos absolutos, el país asiático sigue siendo el segundo mayor mercado consumidor, detrás de EE.UU.

En la misma línea, según cálculos de la Confederación Nacional de la Industria brasileña (CNI), el consumo interno de ese país podría registrar un salto de 5,6% este año, muy por encima del 3,7% que habría crecido en 2009.

Sin embargo, George Magnus, principal asesor económico de UBS Investment Bank en Londres, explicó a "El Mercurio" que el poder de generar un cambio y contribuir al alivio de las economías mundiales recae únicamente en una eventual reforma de China.

Según Magnus, Brasil e India ya son modelos relativamente cerrados, e intensamente enfocados en su mercado interno.

"China necesita un gran cambio, reorientando el énfasis de crecimiento de las exportaciones y la industria pesada a los ingresos rurales, el desarrollo de la agricultura, la seguridad social y la producción nacional. Es un cambio que no se puede hacer rápidamente y no veo que China esté dando señales de hacerlo", explicó.

Medidas de estímulo

En este escenario, en el que la salud de la economía de los países emergentes no está del todo asegurada, Strauss-Kahn recomendó a los gobiernos a nivel mundial -en particular a los mandatarios del G20- mantener las medidas de estímulos fiscal hasta que la mejora de la demanda interna sea sostenible. Aseguró que "las estrategias de salida" serán claves para no recaer en una nueva recesión mundial.

El jefe del FMI emplazó a los ministros de Economía y a los mandatarios del G20 a que durante este año mantengan el consenso adoptado en 2009 para salir de la crisis.

Las medidas de estímulo, que en la mayoría de los casos han supuesto inyecciones de liquidez y ayudas al consumo, han significado un gasto de unos dos billones de dólares en todo el mundo.

CRECIMIENTO

China podría aumentar su demanda interna en 13,3% durante 2010; Brasil, en 5,6%.