Expertos anticipan que B. Central recortará tasa hasta mínimo desde 2005 tras IPC negativo de febrero

Fuente: El Mercurio
Categoría principal: Economía. Palabras clave: ipc

El mes pasado, el consejo del Banco Central recortó el tipo de interés en 250 puntos, dejándolo en 4,75% nominal anual.

L. CASTAÑEDA, V. MARCHANT y F. VIAL

Tras evaluar las últimas cifras que arrojaron caídas en la actividad económica y en la inflación, analistas pronostican que el consejo del Banco Central podría reducir la tasa de interés de política monetaria (TPM) entre 100 y 250 puntos base en la reunión del 12 de marzo.

En el contexto de una desaceleración de la economía global mayor a la esperada, y la menor demanda e inflación, en febrero el instituto emisor recortó la tasa en 250 puntos base, situándola en 4,75% nominal anual, con tendencia a la baja.

El Indicador Mensual de Actividad Económica (Imacec) cayó 1,4% en enero respecto de igual mes de 2008, y la variación mensual del IPC registró una caída de 0,4% en febrero. Para el académico de la U. de Santiago, Guillermo Pattillo, se trata de cifras más recesivas que llevarán al Central a reducir desde 4,75 a 3,75% la tasa de interés en la reunión de marzo.

Hace notar la incidencia de la caída en los gastos financieros en la variación negativa del IPC, explicada por la eliminación transitoria este año del impuesto de timbres, que grava los créditos, efecto que se da por una vez.

Su expectativa es que las cifras de actividad seguirán bajas en los dos primeros trimestres, y la menor inflación deja espacio para que la autoridad realice una política monetaria que contribuya con fuerza a frenar la caída en la demanda, por lo que la TPM cerraría el año en 2,5%.

La apuesta por un nuevo recorte de 250 pb en la reunión de marzo es de Aldo Lema y César Guzmán, de Inversiones Security, quienes plantean que en este cuadro macro recesivo, la perspectiva de un recorte más agresivo está implícito en los precios de mercado.

Para la reunión del próximo jueves Cristián Gardeweg, de Celfin Capital, prevé una disminución de 175 pb, tomando en consideración los últimos indicadores, así como la evolución de los mercados externos y los comentarios de los consejeros del Central.

De acuerdo con los cálculos de Rodrigo Aravena, de BanChile Inversiones, la actividad económica tendría una contracción en febrero superior al 2,5%, y con ello el primer trimestre cerraría con una caída de 0,9%. Coincide en que la TPM se ubicaría en 3% el próximo jueves.

En tanto, un recorte de 150 puntos en el tipo de instancia anticipa para marzo el analista de BCI Corredor de Bolsa, Mario González, quien sustenta su estimación en la fuerte desaceleración que registra la demanda interna, tanto desde el punto de vista de la inversión realizada como del consumo.

Ésta es una crisis todavía en desarrollo; y por lo tanto, yo, como gobernante, entiendo que si vemos que impacta de distintas maneras, en distintos sectores, (y) se requieren otras herramientas y otros planes, lo vamos a hacer".

"Estoy consciente de que todas estas medidas, más todas las que aparezcan después (se van a utilizar)... porque como yo decía, ésta es una crisis que nadie sabe cuándo va a terminar".

MICHELLE BACHELET

Presidenta de la República

Nueva baja de la TPM tendría fuerte imapcto en los créditos

En la misma línea que lo señalado por Hernán Somerville el pasado miércoles (que aseguró que la transferencia de los recortes de la TPM se traspasarían ahora con mayor velocidad), Germán Serrano, analista de Banchile, dice que "históricamente hay un desfase entre la baja de la TPM y la transmisión de los créditos, pero dada la magnitud en la que podría caer la tasa de interés del Banco Central, lo más probable es que empiece la transferencia antes que en otros casos".

Y la rebaja de tasas se manifestaría en créditos cortos, en particular de consumo y líneas de crédito. Pero, además, "debido a una baja tan grande, como se proyecta, habría un efecto más significativo en créditos de largo plazo, como por ejemplo los hipotecarios", asegura Serrano.

UF llegará a $20.935, su menor nivel desde septiembre

Tras la contracción de 0,4% del IPC de enero, la inflación acumula un retroceso de 2,4% en los últimos cuatro meses, lo que llevará al valor de la UF a $20.935 el 9 de abril, $532 menos que el máximo de $21.467 que alcanzó el 9 de diciembre de 2008, lo que beneficia directamente a quienes pagan servicios avaluados en esa unidad (ver infografía).

Es más, con la caída que acumule en abril, la UF llegará a su menor valor desde el 22 de septiembre, cuando se situó en $20.938.

La caída del índice, que registra su menor valor para el mes de febrero desde 1992, se debe a la baja en la división bebidas alcohólicas y tabaco (-0,2%); alimentos y bebidas no alcohólicas (-1,4%), por la mayor oferta de frutas y verduras durante el mes; y en bienes y servicios diversos (-11,2%). Según explicó el INE, los gastos financieros incluidos en este último ítem generaron una caída de 0,7% en el índice general, debido principalmente a la eliminación provisoria del impuesto de timbres y estampillas.

Por el contrario, todas las otras divisiones presentaron alzas, entre las que destacan prendas de vestir y calzado (1,8%), debido a la alta base comparativa del mes anterior; transporte (1,3%), lo que en gran parte se debe, según el INE, al alza en las tarifas del Transantiago; alojamiento, servicios básicos y combustibles (0,7%).

La inflación subyacente -que excluye las variaciones de precios registradas por los combustibles y las verduras y frutas frescas- retrocedió 0,3%, con lo que ha variado 6,7% en los últimos doce meses.

$84 bajará el valor de la UF entre el 9 de marzo y el 9 de abril como consecuencia de la variación negativa del índice de precios.

Actividad económica

La existencia de un día hábil menos que en igual mes de 2008 y la caída en la industria y comercio, fueron determinantes en la disminución de 1,4% que registró el Indicador Mensual de Actividad Económica (Imacec) en enero pasado, informó el Banco Central.

No es una buena cifra, pero tampoco es sorpresiva, comentó el ministro de Hacienda, Andrés Velasco, quien hizo ver que estos indicadores muestran que hay una crisis en la economía mundial de la que Chile no puede pretender estar totalmente indemne.

Con todo, en cifras comparables con otras economías del mundo nuestro país presenta fortalezas, dijo. Mencionó cifras de contracción entre 4,5 y 5% que afectan a países escandinavos como Suecia y Finlandia y caídas de la producción industrial de 20 a 30% en economías como Japón, Corea y Tailandia.

Velasco recordó que la ley del plan fiscal se aprobó recién en enero y en febrero el Banco Central recortó la tasa de interés en 2,5 puntos porcentuales, después de verificarse los indicadores de Imacec e inflación conocidos ayer. No obstante reconoció que al momento de mirar las nuevas cifras hay que tomar en cuenta que el Fondo Monetario Internacional (FMI) está cambiando sus proyecciones de crecimiento mundial desde 0,5% que tenía hace un mes, a cifras negativas cuyo detalle está pendiente.

El ministro destacó, por otra parte, que las cifras de enero muestran cifras sin precedentes en la ejecución de la inversión pública y el bono por asignación familiar a las familias más pobres ya se está pagando.

8,9% cayó la producción industrial durante el mes de enero, según cifras del INE.

3,6% se contrajo la producción minera durante el primer mes del año 2009.

Gonzalo Sanhueza: "Dentro del primer semestre, la tasa de interés tiene que quedar en un nivel de 1%"

LINA CASTAÑEDA

La caída en la actividad y en la inflación que muestran los últimos indicadores está dentro de lo que proyectaba el mercado, luego de conocerse la contracción en la producción industrial y minera, los datos de comercio exterior y algunos indicadores de ventas de bienes de consumo.

"Si se comparan los últimos tres meses de caída en el Imacec con los tres meses anteriores, en términos anualizados da una caída del orden de 5,5%, y el mundo cayó 6% en ese período. De modo que la velocidad de baja de la economía chilena es similar al promedio de la caída en el resto del mundo", dice el economista de Zahler y Co., Gonzalo Sanhueza.

-¿Está Chile en recesión?

"Se confirma la hipótesis de que la economía chilena va a tener una recesión de 1% en 2009. En el tercer trimestre de 2008, la economía chilena tuvo una caída respecto del anterior; también el cuarto trimestre y los últimos meses dan una caída, a no ser que venga una corrección en los datos del tercer trimestre".

-¿Cómo debe moverse la TPM en la próxima semana y en el año?

"La caída de la inflación en febrero está sobreestimada por la baja de los gastos financieros a raíz de la eliminación del impuesto de timbres, pero la inflación más permanente que mira el Banco Central (excluye combustibles, alimentos perecibles y tarifas reguladas) tuvo una variación de 0,2% en febrero. Eso le pone límite a la baja que puede hacer el Banco Central. Estimamos que recortará la tasa en 150 puntos base el próximo jueves".

"Y dentro del primer semestre, la tasa de interés tiene que quedar en un nivel de 1%, con lo cual la economía podría estar recuperándose el cuarto trimestre de este año y con mayor fuerza el próximo año. Gran parte de las bajas en la tasa esperadas para los próximos meses el mercado ya las tiene internalizadas. Las tasas largas no van a bajar mucho más".

-¿Es necesario otro plan fiscal dado el mayor deterioro de la economía global?

"Con los números que hay en la economía chilena y considerando la cantidad de ahorro que tiene el fisco, hay espacio para hacer una política fiscal más expansiva y tendría que reflejarse en una disminución de impuestos".

"El gasto público está aumentando más de 10% este año y es imposible que siga aumentando de forma eficiente, por lo que si uno quiere hacer política monetaria más expansiva que se transmita rápido a la economía tendría que rebajar impuestos para aumentar el ingreso disponible de las familias y subir el gasto. Bajar el IVA transitoriamente en uno o dos puntos porcentuales estimularía la demanda y atenuaría la caída del Producto".

-¿Qué tipo de cambio proyecta?

"En el corto plazo va a depender de los riesgos financieros internacionales, más que de factores como los términos de intercambio, los diferenciales de crecimiento o de solvencia. A fin de año debería estar en torno a $650".