Ejecutivo y sector público acuerdan reajuste de 0,6% real, igual a última alza de gobierno anterior

Fuente: El Mercurio
Categoría principal: Economía. Palabras clave: acuerdo

Luego de tres días de paro y nueve reuniones de discusión, ayer el Gobierno logró destrabar la negociación por el reajuste salarial del sector público, con la firma de un protocolo de acuerdo con los dirigentes de los trabajadores. La medida implicó el término de las movilizaciones.

Para llegar al incremento definitivo, la propuesta del Gobierno pasó ayer de 3,1% a 3,3% durante la mañana, pactándose finalmente con los gremios un alza de 3,5% nominal. El Ejecutivo partió la negociación ofreciendo un 2,9% de mejora en los salarios, y las organizaciones pedían un 8%, cifra que con el avance de la negociación bajó a 6%.

"Hemos conseguido un acuerdo, no es lo que todas las partes quieren, pero yo lo valoro por el espíritu que hubo detrás y la forma en que pudimos terminar la reunión", destacó el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, tras la firma del pacto.

En la misma línea, el titular del Trabajo, Nicolás Monckeberg, resaltó que en el protocolo de acuerdo "no solo hay en común un guarismo y bonos en dinero, sino que además hay una serie de mesas de trabajo con los funcionarios públicos y creo que esa es una buena disposición".

Bárbara Figueroa, presidenta de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) -entidad que coordina la mesa que conforman los 15 gremios del sector público-, señaló que en la negociación "ninguna de las partes puede decir que se han cumplido de manera plena sus expectativas, pero lo que estamos dando como señal es que los trabajadores cuando nos disponemos a hacer estos debates, podemos hacer grandes acuerdos".

El incremento de 3,5% nominal en términos reales implica un alza de 0,6%, tomando como base la inflación en doce meses a octubre, que se sitúa en 2,9%. Dicho reajuste real es idéntico a la mejora lograda por los gremios en la negociación del año 2017, con la saliente administración de Michelle Bachelet (ver infografía).

El protocolo fue suscrito ayer al mediodía por 13 de los 15 gremios del sector público. En la tarde, la ANEF terminó ratificando el acuerdo, mientras que el directorio del Colegio de Profesores lo iba a revisar.

El acuerdo considera el alza en las remuneraciones del sector público a partir del 1 de diciembre de 2018, además de una serie de beneficios y mesas de trabajo sectoriales para lograr avanzar hacia un mejor empleo público. Estos beneficios llegarán a cerca de 3 millones de personas, 1 millón del sector activo y cerca de 2 millones de sector pasivo (pensionados), quienes también verán mejoras en los bonos que reciben del Estado.

Se considera la entrega de un bono de acuerdo, que se pagará una vez, que ascenderá a $185 mil para los trabajadores cuya remuneración líquida que les corresponda percibir en noviembre de 2018 sea igual o inferior a $683.100, y de $91.500 para los trabajadores cuya remuneración mensual bruta sea igual o inferior a $2.487.816.

Además, se establece un aguinaldo de Navidad para 2018 de $56.297 para los trabajadores con una remuneración líquida igual o inferior a $752.209, y de $29.779 para aquellos trabajadores que tengan una remuneración líquida superior a la señalada e igual o inferior a $2.490.923.

"Demostramos la disposición que tuvimos desde el minuto uno de tratar de construir un acuerdo, pese a las dificultades del proceso".
BÁRBARA FIGUEROA
PRESIDENTA DE LA CUT

"Hemos conseguido un acuerdo, no es lo que todas las partes quieren, pero yo lo valoro por el espíritu que ha habido detrás".
FELIPE LARRAÍN
MINISTRO DE HACIENDA

"Los acuerdos sectoriales tienen tanto valor como el acuerdo final que se ha dado a conocer".
NICOLÁS MONCKEBERG
MINISTRO DEL TRABAJO